El láser vaginal revoluciona la salud femenina

COMPARTIR:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp
COMPARTIR:
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram

A lo largo de la vida, las mujeres nos enfrentamos a procesos naturales, o incluso tratamientos médicos, que pueden alterar el estado de nuestra vagina, que además experimenta los cambios propios de la edad. Sin embargo, no ha sido hasta hace poco cuando hemos sido plenamente conscientes de que las consecuencias relacionadas con estos deterioros podían y debían ser tratadas, mejorando así nuestra salud física y emocional.

Con esta premisa, más de 180 mujeres se han puesto ya en manos de la Dra. Arantxa Moreno, jefa del Servicio de Ginecología y Obstetricia del Complejo Hospitalario Ruber Juan Bravo, para someterse a un eficaz tratamiento realizado con láser de CO2 fraccionado. Unas pacientes, elegidas de forma muy estricta tras realizar varias pruebas y comprobar la adecuación y personalización del tratamiento en cada uno de los casos, que pudieron constatar la reducción de sus síntomas durante las primeras sesiones.

En qué consiste el procedimiento

MÁS DE 180 PACIENTES HAN SIDO TRATADAS YA CON EL LÁSER VAGINAL POR LA DOCTORA MORENO

Se trata de un procedimiento ambulatorio que “a través de pequeños disparos de rayo láser actúa en la totalidad de la circunferencia vaginal o bien en una zona concreta, por ejemplo en el caso de pacientes con alguna lesión epitelial”, afirma la Dra. Moreno. Estos pulsos de luz, estimulan las células con el objetivo de activar su metabolismo, lo que por ejemplo ayuda a producir mayor colágeno y renovar la mucosa vaginal, atenuar los síntomas y restaurar el metabolismo del tejido vaginal y vulvar. En definitiva, logran un proceso de rejuvenecimiento vaginal, que puede complementarse también a nivel estético.

A la paciente se le realizan 3 sesiones, de corta duración, espaciadas en el tiempo (4-6 semanas). “Nosotros ponemos a la paciente anestesia local, después lavamos la zona (asepsia y antisepsia del campo), y la secamos para que la conducción del calor sea más uniforme. Según la lesión que estemos tratando, aplicamos la intensidad mínima para cada caso y la vamos aumentando gradualmente mientras la paciente nos va diciendo cómo se encuentra”. Así se hará hasta la última sesión, siendo en todo momento un proceso personalizado y seguro para su salud.

Tras finalizarlo pueden surgir pequeñas molestias pero en general, con la aplicación postratamiento de unos óvulos cicatrizantes, la paciente se encontrará asintomática en 2-3 días. Por lo tanto, la recuperación será rápida y efectiva, pudiendo incluso “bañarse en el mar o tener relaciones sexuales” en sólo una semana.

Especialmente recomendado para…

Aunque cada caso es particular, existen ciertas problemáticas comunes a las que nos enfrentamos un gran número de mujeres que pueden tener en el láser vaginal un gran aliado. “Pacientes con atrofia vaginal y que ya son postmenopaúsicas, mujeres con vaginitis o atrofia vaginal que han recibido tratamientos quimioterápicos u hormonoterápicos (específicamente tras tratamiento por cáncer de mama), pacientes postparto que presentan hiperlaxitud (con consecuencias como la insatisfacción sexual o pérdidas de orina)” son, tal y como afirma la Dra. Moreno, las que más se pueden beneficiar a la hora de recibir este tratamiento.

Pero es que, además, es especialmente útil para otra problemática común entre muchas mujeres, como es el virus del papiloma humano (VPH). “Nosotros utilizamos la vaporización láser de vagina y cérvix en las pacientes que tienen persistencia de virus de alto riesgo, y también en condilomas en vulva, ano y periné”. Gracias a ello, se consigue esterilizar estas pequeñas verrugas, sin necesidad de bisturí, “consiguiendo así que la posibilidad de que reaparezcan sea mucho menor”.

Por lo tanto, el láser de CO2 fraccionado es una gran oportunidad para un creciente número de mujeres en la actualidad. Y es que debemos de ser totalmente conscientes de la importancia de cuidar nuestra salud a todos los niveles, también en lo más íntimo, ya que sólo así lograremos el bienestar necesario a nivel físico y emocional.

Etiquetas